¿Qué debes tener en cuenta antes de construir una piscina?

¿Qué debes tener en cuenta antes de construir una piscina?

Hace unos días publicábamos en nuestros perfiles de Redes Sociales, nuestro nuevo servicio de construcción, montaje y suministro de piscina, pero ¿Sabéis que hay que tener en cuenta a la hora de querer construir una piscina?.

1.Trámites Legales

La legislación relativa a la Construcción de Piscinas de uso privado en España es la más tolerante de la Unión Europea con trámites oficiales fáciles y rápidos. En un inicio hemos de presentar un proyecto técnico de la piscina en el Ayuntamiento correspondiente para conseguir la correspondiente  licencia municipal de obras. Los requerimientos básicos varían dependiendo de cada Municipio pero todos contemplan que el terreno sea legalmente edificable y que las distancias desde la piscina al vial y al linde vecinal sean las pertinentes. Las conexiones de los desagües con la red municipal de aguas residuales deben estar normalizadas y la instalación eléctrica ha de cumplir el Reglamento de Baja Tensión que todo instalador profesional debe conocer.

2. Construcción de Piscinas con garantías

Hay que localizar un constructor profesional y especializado, prioritariamente en la misma zona de ubicación de la piscina. La construcción de piscinas no es una obra de excesiva complejidad, pero tiene sus particularidades. Lo más recomendable es no atender las ofertas que provengan de constructores no especializados, con precios muy atractivos pero sin ningún tipo de garantía, profesionalidad ni confianza.

La piscina se debe orientar en el sitio donde haya más irradiación solar a lo largo del año. Incluso en pleno verano, siempre es de agradecer una relajante exposición al sol después del baño. Si en la piscina instalamos trampolines hay que evitar que nos deslumbremos en el momento del salto. Respecto a la mejor orientación de la piscina, es aconsejable construirla de cara al sur o al oeste.

3. Equipar la Piscina

En el interior del vaso se pueden colocar los siguientes elementos empotrados: Skimmers, sumidero, boquillas, jets de masaje de aire y de agua, toma de limpia fondos, natación contracorriente, focos subacuáticos.

En el exterior del vaso: cañones de masaje, cascadas, barandillas, escaleras metálicas, palancas y toboganes.

Una vez construido el vaso debemos instalar las conducciones destinadas a los elementos empotrados. A continuación colocaremos el revestimiento del fondo y de las paredes, después los brocales y finalmente se pavimentará la playa.

4. Forma de la Piscina

En general, la construcción de piscinas se realiza de varias formas geométricas: rectangulares, cuadradas, en forma de L, circulares y ovaladas. Su complejidad constructiva es baja y se adaptan mejor a procesos de pre-fabricación.

Las piscinas de forma libre tienen infinitas posibilidades en cuanto a su construcción, pero consecuentemente comportan más problemas de diseño y adaptación. Las formas libres son posibles tanto en piscinas de hormigón como en piscinas prefabricadas o de paneles.

5. Protección y mantenimiento de la Piscina

La piscina debe instalarse, siempre que sea posible, al amparo de los vientos reinantes de la zona. Además, la acción del viento favorece la evaporación del agua provocando un ligero descenso de su temperatura.

Para evitar estos problemas la mejor solución consiste en plantar una vegetación compacta adecuada tipo setos o bien construir muros de contención. En cuanto al circuito hidráulico, los skimmers y el local técnico siempre deben instalarse en la dirección opuesta al viento.

Su tratamiento, tanto físico como químico, tiene como fin reducir el riesgo sanitario derivado de utilizar un medio tan vital como el agua. Con el químico se mejora la transparencia del agua, se destruyen los microorganismos presentes y se evita la presencia de algas. El agua de una piscina debe estar desinfectada, y a su vez, ser desinfectante. Con el tratamiento físico a través del filtrado se eliminan las impurezas sólidas suspendidas en el agua.

6. ¿En que zona instalaremos la piscina?

La composición del terreno donde se realizará la construcción de piscinas requiere de un previo y riguroso estudio y análisis realizado por profesionales. Una piscina debe estar bien asentada sobre un terreno consolidado y firme. No se debe actuar precipitadamente: un terreno sólo puede considerarse bien asentado, como mínimo, seis años después de su compactación. Un mal asentamiento tarde o temprano resultará fatal para la piscina.

Si la consistencia del terreno es rocosa, dificultará enormemente la fase de excavación e incrementará el presupuesto y el tiempo de instalación.

También hay que evitar terrenos excesivamente húmedos o irrigados que pueden provocar corrimientos de tierras.
Para que la piscina siempre repose sobre un terreno totalmente horizontal, muchas veces será necesario construir, a su alrededor, muros de contención.

7. Tipo de piscina

La piscina se debe diseñar pensando en las actividades que en ella se quiera realizar, tanto en el presente como en el futuro. Hoy en día el concepto de piscina como un espacio reservado a la natación deportiva ya no tiene sentido, ha sido superado por el concepto más real y moderno de “piscina lúdica”, una zona acuática reservada al baño, al descanso y a la relajación donde la natación es simplemente una actividad más. La piscina lúdica permite formas más libres y artísticas y se puede adornar con rocas naturales o artificiales, cascadas, fuentes, jardineras, spas laterales,hidromasaje, cañones y todo tipo de accesorios.

Actualmente se pueden construir piscinas de cualquier dimensión. Las piscinas privadas observan unas dimensiones que oscilan entre 6×3 m hasta un máximo de 15×8 m. Este tipo de piscinas, y según el volumen de agua del vaso, se pueden considerar de “chapoteo” si la capacidad es inferior a 30 m3; “infantil” cuando el volumen es de 30 m3; “privada” cuando varía entre 50 y 70 m3 y “residencial” cuando el volumen ronda los 100 m3 de agua. Las piscinas de pequeñas colectividades son utilizadas simultáneamente por varias familias copropietarias y su volumen de agua no excede los 250 m3.

8. ¿Escaleras o no?

Las escaleras tienen la misión de facilitar la entrada y salida de la piscina a los niños, ancianos, personas condificultades motrices y animales de compañía. Instalando escaleras en los extremos de la piscina se puede ganar de 1 a 1,5 metros para el baño, comportando un mínimo aumento del volumen de agua.

Las escaleras de obra se construyen al mismo tiempo que la piscina y se revisten con idéntico material que el fondo y las paredes. En el mercado también existen escaleras prefabricadas en poliéster, materiales plásticos y resinas sintéticas. Algunas veces esta estructura incluye jets de hidromasaje de aire y agua y focos subacuáticos.

Las escaleras más conocidas son las llamadas “romana” y “doble romana”, muy típicas en los baños termales romanos. Deben situarse en el extremo o extremos de la piscina, tienen forma redondeada con arco de círculo y normalmente de 3 a 4 escalones. Se utilizan mucho en las piscinas de forma rectangular a las que confieren un toque acogedor y estéticamente menos serio. También se pueden instalar escaleras cuadradas, cuya forma la determina un paralelepípedo levantado de base rectangular provisto de 3 a 4 escalones. Algunos diseñadores incluyen en sus proyectos escaleras de ángulo que se colocan en un ángulo de la piscina y llegan hasta el fondo. Normalmente se accede a la piscina con el apoyo de una barandilla central.

¡¡Tú piscina, nuestro compromiso!!

 

Francisco Carrillo
marketing@carrillodavila.com
No Comments

Post A Comment

© Carrillo Dávila 2015 - Diseño Web: Adhoc Webs